El propósito de la presente Convención es promover, proteger y asegurar el goce pleno y en condiciones de igualdad de todos los derechos humanos y libertades fundamentales de la población en situación de discapacidad, y promover el respeto de su dignidad, por lo tanto  en este documento se exponen las acciones que desde los Estados se deben realizar a favor de la equiparación de oportunidades de esta población.

Los Estados que se adhieren a la Convención se comprometen a adoptar y aplicar las políticas, leyes y medidas administrativas necesarias para hacer efectivos los derechos reconocidos en la Convención y derogar leyes, reglamentos, costumbres y prácticas existentes que constituyan discriminación (artículo 4).

 

Enlace: Convención Sobre Los Derechos De Las Personas Con Discapacidad